Local 21

Visitas

La persistente insistencia del juego

Sí no pudiste asistir a la inauguración de la “La persistente insistencia del juego” de Othiana Roffiel, Local 21 y Casa Equis te invitamos a:

Visita + conversatorio con la artista y la curadora Leslie Moody Castro

¡ Les esperamos este domingo 10 de marzo! 

Horario: 13:30 Hrs.

Casa Equis Dr. Enrique González Martínez 7A

Col. Santa María La Ribera, CDMX.

Entrada libre

 

¿Cómo es que una pintura juega en el espacio que habita? ¿Cómo es que baila? Asumimos que una pintura es estática; que vive sobre una pared blanca y está libre de movimiento. También asumimos que el espacio en que se aloja no está cargado de historia o referentes; que allí la pintura es una pieza pasiva y simple que jamás tendrá otra vida más allá del bastidor que la sostiene y, en ocasiones, de la pared en que cuelga. En definitiva, asumimos que una pintura siempre habitará la misma vida que se le otorgó cuando fue terminada.

Othiana Roffiel desafía esta noción del estancamiento. A estas piezas se les concedió un segundo aire; fueron trabajadas y retrabajadas hasta que comenzaron a bailar la una con la otra por el espacio. Cada pincelada forma parte de una balanceada y cuidadosa coreografía de revelación y recubrimiento; conforme cada pintura se adentra en el espacio, funda los cimientos de una conversación nueva y fresca: la insistencia del juego y su carácter. La experimentación de Othiana nos revela que ninguna pintura se termina jamás. Mientras sus pinceladas crean un lenguaje sobre el lienzo, ella recorta ese mismo lenguaje, ofreciendo así una interpretación diferente de los mismos ademanes.

Así, la obra gana acceso al idioma del entorno específico: una persistente insistencia de experimentar con el lenguaje, el movimiento y el dialecto del pintar, siempre y cuando el espacio quiera y pueda. Se trata de un acto juguetón de mediación entre el lenguaje de la pintura y el espacio que habita.

Leslie Moody Castro